McGranBomba afronta una fianza de medio millón de euros por el vídeo de “caraanchoa”

El youtuber que insultó a un repartidor deberá pagar una fianza de 500.000 dólares por el daño moral y psicológico que provocó el fenómeno viral.

El fenómeno viral “caraanchoa” sigue dando coletazos. El vídeo en el que el youtuber McGranBomba se enfrentaba con un repartidor no dejó indiferente a nadie a finales de 2016 pero las consecuencias del encontronazo siguen llegando. El repartidor afirmó que tomaría acciones legales por injurias y calumnias contra el alicantino que le llamó “caraanchoa”. Y ha cumplido su palabra.

Un juez ha fijado una fianza de medio millón de euros contra Sergio Soler, conocido como McGranBomba, para indemnizar al demandante, quien ha alegado daño moral y psicológico por recibir insultos y a causa de la amplia difusión del vídeo en redes sociales, informó Efe.

Hipertextual se ha puesto en contacto con el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana y actualizaremos la información en cuanto obtengamos respuesta.

El principal argumento del repartidor se basa en que el youtuber le insultó con el fin de provocarle y así conseguir una grabación que pudiera ser de notoriedad pública, en otras palabras, lo suficientemente viral como para poder sacar provecho de ello.

La fianza tiene como objetivo garantizar que el acusado pague la cantidad que se ha estipulado y, en el caso de no hacerlo, se podría proceder al embargo de sus bienes equiparables a 500.000 euros.

Esta cifra se fundamenta por el acuerdo al que llegó Hawkers y el youtuber. Después de que se iniciara la polémica por “caraanchoa”, se eliminaron los vídeos del canal y, en ese momento, la marca de gafas vio la oportunidad de adueñarse de los 500.000 suscriptores con la compra del mismo. Algunas informaciones apuntaron a que este acuerdo se cerró por un millón de euros, por lo que el repartidor pide la mitad de las ganancias por la adquisición del canal.

El abogado del denunciante ha reclamado, además de la indemnización, dos penas de multa de 12 euros diarios de 21 y 24 meses por el delito de injurias. Además, se ha pedido la declaración de Hawkers durante el juicio y la de los representantes legales de YouTube en España por ser esta la plataforma en la que se publicó el vídeo.

El repartidor abofeteó a McGranBomba tras ser insultado y, como consecuencia, tuvo que pagarle 30 euros. En ese momento se apeló al “mecanismo de defensa racional” que tuvo que activar al encontrarse en lo que se ha considerado una situación de estrés por la actitud provocadora del youtuber.

Por su parte, Sergio Soler ha hecho referencia a las amenazas que recibió por el fenómeno viral y que le obligaron a cerrar su canal. Por ello, afirma que la indemnización es desproporcionada y alega que el demandante ha intentado sacar provecho al intentar patentar “caraanchoa” para lucrarse económicamente.

Ver noticia original

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continuas navegando estas dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de lapolítica de cookies, pincha el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Pin It on Pinterest

Share This